El número áureo y la fertilidad femenina

Según un artículo aparecido en el diario británico The Guardian, han conseguido hallar una relación entre la proporción áurea y el aparato reproductor femenino.

Un grupo de ginecólogos, dirigidos por Jasper Vergtus, de la Universidad de Leuven en Bélgica, descubrieron una significativa relación entre las dimensiones del útero de una y su tasa de .

En la serie de Fibonacci, cada número es el resultado de la suma de los dos números anteriores; la relación entre cada uno de ellos y el anterior tiende a 1’618, conocido como el número áureo. Esta proporción matemática coincide con las dimensiones más agradables para el ojo; es decir, las más bellas. Se puede observar, además de en la naturaleza, en muchas obras de arte, sobre todo en pintura y arquitectura.

También se utiliza en diseño. Por ejemplo en las tarjetas de crédito si dividimos su anchura entre su longitud el resultado es 1’618. Ahora este grupo de médicos holandeses creen haber encontrado un lugar más donde se da esta proporción: en el interior del cuerpo humano.

Afirman poder identificar si un útero es más o menos fértil en función de sus dimensiones. Vergtus y su equipo han medido el útero de 5.000 mujeres mediante ultrasonidos, y han tabulado los resultados, relacionando la edad de sus propietarias con sus proporciones. En el momento del nacimiento dicha proporción es cercana a 2 y va decreciendo con el paso de los años hasta acercarse a 1’46 en las mujeres mayores. En la etapa de la vida de mayor fertilidad en la mujer, según este , las proporciones se aproximan mucho al número áureo.

Este descubrimiento, de indudable interés científico, no tiene de momento ninguna aplicación práctica. No obstante no deja de ser fascinante, que también esté en el interior de nuestro cuerpo, una cifra que ya se sabía presente a nivel atómico, en las plantas o en la estructura de crecimiento de las conchas de varios animales.

Fuente: BBC

This entry was posted in Fertilidad and tagged , , , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *