La competitividad femenina y la fertilidad

Un realizado por la Universidad de Wellesley, en Estados Unidos, afirma que la competitividad de las mujeres se incrementa durante su periodo fértil, y se vuelven menos receptivas de cara a las compañeras de trabajo más atractivas.

Los investigadores de Wellesley utilizaron una prueba de juego de roles, a través de una compañera virtual generada por ordenador. El software, de carácter económico, analizaba la capacidad de negociación de las mujeres con sus compañeras virtuales. Las mujeres debían ofrecer una cierta cantidad de dinero quedándose el resto para ellas. Además debían de evaluar en una escala del 1 al 10 a dichas compañeras virtuales.

Se puso de manifiesto que las mujeres que se encontraban en el punto de mayor de su ofrecían menos cantidad de dinero a su compañera virtual, mientras más atractiva fuese. En cambio aquellas mujeres que no estaban en el punto de mayor fertilidad eran más generosas, ofreciendo una cantidad mayor a las mujeres atractivas con respecto al grupo anterior.

La autora principal del estudio, la doctora Margery Lucas, asegura que se traba de un recuerdo ancestral de cuando eramos cazadores y recolectores, y las mujeres debían competir entre sí para obtener los hombres más adecuados para alimentar a su prole. “La competición por los recursos es importante dado que las mujeres necesitan adquirir productos como ropa, maquillaje y todo tipo de accesorios para resaltar su . Al ofrecer menos dinero a las mujeres atractivas y guardarse más para ellas, las mujeres fértiles pueden ayudar a resaltar su propia apariencia y minar la habilidad de sus competidoras”, según la Dra. Lucas.

De acuerdo a esta investigación sería conveniente elegir el mejor momento para iniciar una negociación salarial, por ejemplo, en el caso de que estén implicadas dos mujeres. Sobre todo si la que está solicitando el aumento es más atractiva que su jefa.

Fuente: www.elconfidencial.com

This entry was posted in Fertilidad and tagged , , , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *